Hospitales entregarán cigarrillos electrónicos gratuitamente

Hospitales entregarán cigarrillos electrónicos gratuitamente
Foto: Astelus

Reino Unido implementa en cinco hospitales un proyecto que busca ayudar a fumadores a dejar el tabaco con cigarrillos electrónicos.

En el Reino Unido, unos 50 mil fumadores dejan el tabaco cada año gracias al vapeo. Ahora, y durante los próximos dos años y medio, los fumadores que por cualquier motivo acudan a los servicios de urgencias en los hospitales de Londres, Edimburgo, Norfolk y Leicester serán asignados al azar para recibir un “starter kit”, además de asistencia sobre cómo utilizar el dispositivo y un estrecho seguimiento de los servicios para dejar de fumar del Servicio Nacional de Salud del Reino Unido (NHS). El proyecto es una asociación del NHS con las universidades de Oxford y East Anglia.

Según Ian Pope, de la Escuela de Medicina de la Universidad de East Anglia, los servicios de urgencia en Inglaterra atienden a más de 24 millones de personas cada año. De ellas, una cuarta parte de fumadores, así que será una oportunidad para valorar la implementación del vapeo a nivel nacional.

La iniciativa surgió de una revisión Cochrane sobre el vapeo dirigida por la Universidad de Oxford. Dicha revisión se actualizó el 29 de abril de 2021.

La nueva revisión Cochrane, que involucra a Oxford y la Universidad de East Anglia (UEA), muestra cómo los cigarrillos electrónicos podrían aumentar la cantidad de personas que dejan de fumar en comparación con las terapias de reemplazo de nicotina, como el chicle y los parches.

Un impulso para dejar de fumar

Financiado por el Instituto Nacional de Investigación en Salud (NIHR) y a cargo de la Unidad de Ensayos Clínicos de Norwich en UEA, el nuevo ensayo ofrecerá consejos para dejar de fumar y un ‘paquete de inicio’ de cigarrillos electrónicos a los pacientes que asistan a los departamentos de emergencia de los hospitales por cualquier motivo, para tratar de alentarlos y apoyarlos para que dejen de fumar, incluso a aquellos que quizás no lo han considerado antes.

La profesora Caitlin Notley, de la Facultad de Medicina de Norwich de la UEA, dijo: “Muchas personas que fuman quieren dejar de fumar, pero les resulta difícil tener éxito a largo plazo. Los cigarrillos electrónicos imitan la experiencia de fumar cigarrillos porque son de mano y generan un vapor similar al humo cuando se usan. Pueden ser una opción atractiva para ayudar a las personas a cambiar, incluso si lo han intentado y fallado en el pasado. Sabemos que son mucho menos dañinos que fumar tabaco y que se ha demostrado que ayudan a los fumadores a dejar de fumar.

El estudio se llevará a cabo durante 30 meses en cinco hospitales de Inglaterra y Escocia: en Norfolk y Norwich University Hospital, en el Royal London Hospital y el Homerton University Hospital en Londres, y en el Leicester Royal Infirmary y Royal Infirmary de Edimburgo.

El equipo de investigación espera eventualmente reclutar alrededor de 1.000 fumadores para el ensayo. Notley dijo: “Analizaremos la cantidad de personas que dejaron de fumar con éxito en ambos grupos para ver qué intervención funciona mejor. También calcularemos cuánto costaría implementar el plan a nivel nacional”, agregó.

El estudio Cochrane

La revisión Cochrane es el estándar de oro internacional para la información de salud confiable y de alta calidad. A continuación, la información más relevante de este estudio.

Resumen

“Los cigarrillos electrónicos (EC) son dispositivos de vapeo electrónicos portátiles que producen un aerosol formado al calentar un e-líquido. Algunas personas que fuman usan cigarrillos electrónicos para dejar o reducir el hábito de fumar, pero algunas organizaciones, grupos de defensa y legisladores lo han desalentado, citando la falta de evidencia de eficacia y seguridad.

Las personas que fuman, los proveedores de atención médica y los reguladores quieren saber si los EC pueden ayudar a las personas a dejar de fumar y si es seguro usarlos para este propósito. Esta es una actualización de una revisión publicada por primera vez en 2014”.

Título: Cigarrillos electrónicos para dejar de fumar

Autores: Jamie Hartmann-Boyce, Hayden McRobbie, Nicola Lindson, Chris Bullen, Rachna Begh, Annika Theodoulou, Caitlin Notley, Nancy A Rigotti, Tari Turner, Ailsa R Butler, Thomas R Fanshawe y Peter Hajek.

Afiliaciones de los autores: University of East Anglia; Universidad de Oxford; Universidad de Nueva Gales del Sur en Australia; Universidad de Auckland en Nueva Zelanda; Hospital General de Massachusetts; Escuela Médica de Harvard; La Universidad de Monash en Melbourne, Australia; y la Universidad Queen Mary de Londres.

Publicado por la Cochrane Library el 29 de abril de 2021. Ver el artículo aquí.


Este artículo fue traducido y adaptado al español por el equipo de Vaping Today. Si encuentra algún error, inconsistencia o tiene información que pueda complementar el texto, comuníquese utilizando el formulario de contacto o por correo electrónico a redaccion@thevapingtoday.com.

Artículo anteriorUn podcast potente y gratuito sobre reducción de daños del tabaco
Artículo siguiente“Todos los fumadores deben recibir de forma rutinaria un tratamiento para dejar de fumar”
Somos un equipo comprometido con brindar información sobre el vapeo y la reducción de daños del tabaquismo a todo el público iberoamericano. Amamos y defendemos el vapeo y queremos llevar a todo nuestro público información diversa y veraz.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here