El Cónclave sobre la Libertad del Consumidor en India respalda la reducción de daños

El Cónclave sobre la Libertad del Consumidor en India respalda la reducción de daños
Foto: Adobe Stock

Académicos y empresarios reivindican el derecho de los consumidores a tomar decisiones informadas que los beneficien, respaldando así la reducción de daños.

El 10 de agosto se realizó en India la segunda edición del Cónclave sobre Libertad del Consumidor, una plataforma de liderazgo intelectual que busca impulsar el debate acerca de la necesidad de un marco regulatorio que favorezca el bienestar y el derecho de elección de los consumidores. 

El evento reunió a líderes empresariales y académicos de distintas industrias. Allí se analizaron varias facetas de la libertad del consumidor teniendo en cuenta su importancia para alcanzar la independencia económica, las políticas que han adoptado países de tendencia progresista y sus posibilidades en el mundo después de la pandemia. 

Entre los participantes estuvieron el abogado y miembro del Parlamento Manish Tewary, quien inauguró el cónclave, el profesor Peter Hajek (del Instituto Wolfson de Medicina Preventiva), Ashutosh Manohar (de Tetra Pak India), David T. Sweanor (de la Universidad de Ottawa), Kenneth Warner (de la Universidad de Michigan) y la Dra. Sree T. Sucharitha (de la Asociación para la Educación e Investigación de la Reducción de Daños). 

Libertad de elegir

Uno de los puntos clave de la discusión fue la importancia de tratar a los consumidores como adultos y darles información suficiente, así como oportunidades, para tomar decisiones informadas. En este sentido, se señaló la importancia de analizar los efectos de largo plazo que tienen las leyes que buscan prohibir productos en lugar de regularlos.

La postura de los participantes con respecto a este tema es clara: se debe avanzar hacia la regulación progresiva de productos que permitan a los consumidores elegir opciones menos riesgosas, y esto debe hacerse contando con la participación de los directamente afectados. De esta manera no solo se beneficiarán los consumidores, sino que incluso se podrán alcanzar niveles más altos de consumo y demanda que podrían favorecer a la economía. 

¿Pero qué ocurre cuando los productos son nocivos o poco favorables para los consumidores? El profesor Peter Hajek hace una observación muy interesante que puede ayudar a resolver las dudas al respecto: 

“Es cierto que muchas veces los consumidores pueden involucrarse en comportamientos de riesgo, y entonces es necesario evaluar los riesgos frente a las opciones. En esto, la salud pública a menudo puede entrar en conflicto con la moral pública. Sin embargo, es imperativo adoptar una postura pragmática. En todas las industrias hay que buscar alternativas más seguras alineadas con la reducción de daños; hay que esforzarse por explorar opciones menos amenazantes para que los consumidores las consideren. Las regulaciones equivocadas y las políticas estrictas están dirigiendo a las personas hacia un consumo nocivo continuo, en lugar de ayudarles a cambiar a productos más seguros”. 

Empoderar al consumidor

Detrás de las consideraciones anteriores hay un principio fundamental: es necesario empoderar a los consumidores para que tomen decisiones más prudentes, informadas y racionales frente a su salud. Y para David Sweanor es claro cómo no se logra este objetivo: 

“La prohibición es la peor forma de regulación y, a veces, es una manera de abandonar la regulación. La prohibición del alcohol en Estados Unidos fue un fracaso colosal y proporciona muchos aprendizajes. Desafortunadamente, ahora se están aplicando políticas prohibitivas desde el alcohol hasta el sector del tabaco dirigidas por organizaciones antitabaco y sus financiadores, especialmente en los países de ingresos bajos y medianos. Los gobiernos deben pasar de la coerción a la cooperación, trabajar con las personas en lugar de oponerse a ellas. Para tener éxito, debemos empoderarlas con información sobre opciones de riesgo reducido y brindarles alternativas más seguras. Por ejemplo, podemos cambiar la salud de los fumadores adultos simplemente cambiando los medios de consumo [de nicotina], proporcionando soluciones más seguras. Los prohibicionistas están salvando el negocio de los cigarrillos y negando al consumidor su derecho, ya que no puede dejar de fumar”.

En esta misma línea, el profesor y experto en salud pública Kenneth Warner afirma que “la ciencia indica los beneficios de los productos de reducción del daño del tabaco para ayudar a las personas que no pueden dejar de fumar. A pesar de esto, muchas empresas están adoptando un enfoque prohibicionista para vetar estos productos basándose en la ideología y no en la ciencia. Necesitamos políticas que reconozcan los productos basados en la evidencia que sean menos dañinos y que estén disponibles, pero que limiten el acceso solo a fumadores adultos a través de regulaciones estrictas que incluyan restricciones de edad e impuestos”.

¿Será posible, en el futuro cercano, seguir esta ruta respetuosa y cuidadosa con los consumidores?


Este artículo fue adaptado al español por el equipo de Vaping Today. Publicación original: Setting the stage for unleashing India’s growth with progressive and democratized consumer regulations. Si encuentra algún error, inconsistencia o tiene información que pueda complementar el texto, comuníquese utilizando el formulario de contacto o por correo electrónico a redaccion@thevapingtoday.com.

Artículo anteriorBecas para que los jóvenes dejen de vapear
Artículo siguienteLas ONG al servicio de la precariedad
Somos un equipo comprometido con brindar información sobre el vapeo y la reducción de daños del tabaquismo a todo el público iberoamericano. Amamos y defendemos el vapeo y queremos llevar a todo nuestro público información diversa y veraz.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here